20:06 hs. | Sábado 17 de Noviembre de 2018
info@politicahoy.com.ar  
   Inicio   
    Politica    
    Provinciales   
    Municipales   
    Internacionales   
    Opinión   
    Arte y Cultura   
    Economía    
Provinciales. EL REGRESO DE OTHACEHE
RAUL OTHACEHE: MATRIMONIO IGUALITARIO Y POLIGAMIA
03.06.15. El intendente de Merlo abandonó a Massa y volvió al FPV, de la mano de Scioli. Por supuesto, no volvió solo: Antonuccio y Urdampilleta, como siempre, lo acompañaron en la movida. Los tres, funcionan casi como si conformaran un extraño matrimonio político.
 
Habla Othacehe. Detrás, a su derecha. Antonuccio y Urdampilleta, aplauden.
 

Que Raúl Othacehe ha sabido manejar con mano durísima su distrito (Merlo, oeste del Conurbano) y su Sección Electoral (la Primera), no es un secreto para nadie. Aunque las cosas han cambiado un poco: Alberto Descalzo (Ituzaingo) y Mariano West (Moreno), hoy también son voces escuchadas. Juan Antonio Delfino (Suipacha) se independizó hace un tiempo (no lo acompañó en su pase al massismo) y Santiago Maggiotti (Navarro) siempre se manejó libremente y es parte de los intendentes jóvenes que se referencian con Julio De Vido a través de Juan Patricio Mussi (Berazategui). Pero Othacehe sigue teniendo dos incondicionales que saben que si se "divorcian" de su jefe político, no sólo sufrirían la intemperie que supone volver al llano, sino que hasta tendrían que irse de Merlo, tal como ha sucedido con otros dirigentes: Alfredo Antonuccio y Alejandro Urdampilleta, diputado provincial el primero y senador provincial, el otro. Según los dictados de Othacehe, Antonuccio y Urdampilleta, con escrúpulos sólo visibles a través de un microscopio y una singular capacidad para la metamorfosis, pueden pasar de ser Camilo Cienfuegos en Sierra Maestra, a ser "lobos de Wall Street" sin ningún prurito. No se sabe si Emilio Pérsico recibirá con los brazos abierto en el Movimiento Evita a Antonuccio. De regreso al oficialismo, en principio sería cobijado por el sciolismo. Urdampilleta, que supo ser funcionario de Randazzo en el Ministerio del Interior y Transporte, no quedó bien visto en el espacio que conduce el pre candidato a presidente. Al igual que Antonuccio, no tendría más remedio que recalar en el sciolismo y enfrentar a sus ex compañeros randazzistas. Pero lo cierto es que los tres, siguen estrechamente juntos en el camino de la política. A la luz de la ampliación de derechos del proyecto nacional y popular, se ven como una extraña mezcla de matrimonio igualitario y poligamia. 

 
 
   ENVIAR COMENTARIO (El cual será evaluado)
 
Nick
 
E-mail
 
Comentario

 
     
Ingresar el número de la siguiente imagen para que el comentario se envíe correctamente